Archivo del Autor: teatrolarepublica

LA REPÚBLICA: 25 años de libertad escénica

La revista Crónicas de Gran Canaria dedica dos amplias páginas a la trayectoria y al trabajo de Teatro La República. La República cumple este año el 25 aniversario de su fundación, y lo hacemos con la obra SAN JUAN de Max Aub, uno de los grandes autores dramáticos caídos durante el exilio republicano, que la compañía ha decidio homenajear. Teatro La República y Max Aub tienen muchas cosas en común, como la necesidad de orientar su trabajo hacia la crítica social y moral.

Aquí tienes de dejamos el reportaje completo.

CRÓNICAS DE GRAN CANARIA

Mensaje del Dia Mundial del Teatro 2020

Este viernes, 27 de marzo, se celebra el Día Mundial del Teatro, una celebración que este año tendrá en España un significado muy especial debido a la actual situación de excepcionalidad que vive el país.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es shahid-nadeem-mensaje-dicc81a-del-teatro-2020-657x360-1.jpg

El teatro como santuario


Es un gran honor para mí escribir el Mensaje del Día Mundial del Teatro 2020. Es un sentimiento de una gran humildad pero también es emocionante pensar que el teatro pakistaní ha sido reconocido por el ITI, la organización de teatro mundial más influyente y representativa de nuestro tiempo.
Este honor es también un homenaje a Madeeha Gauhar[1], icono del teatro y fundadora del Ajoka Theatre[2], también mi compañera de vida, quien murió hace dos años. El equipo de Ajoka ha recorrido un largo y difícil camino, literalmente desde la calle hasta el teatro. Pero también, es la historia de muchas compañías de teatro, estoy seguro. Nunca es fácil nada fácil mantenerse a flote navegando. Siempre es un conflicto.
Vengo de un país predominantemente musulmán, que ha experimentado varias dictaduras militares, el horrible ataque de extremistas religiosos y tres guerras con la vecina India, con quien compartimos miles de años de historia y herencia. Hoy todavía vivimos con el temor de una guerra total con nuestro hermano gemelo y vecino, incluso una guerra nuclear, ya que ambos países ahora tienen armas nucleares.
A veces nos decimos en broma; “Los malos momentos son buenos para el teatro”. No hay escasez de desafíos para ser enfrentados, ni contradicciones a ser expuestas y status quo que subvertir. Mi grupo de teatro Ajoka y yo hemos estado caminando por la cuerda floja por más de 36 años. De hecho, el estar en la cuerda floja, mantener el equilibrio entre entretenimiento y educación, entre investigar y aprender del pasado y prepararse para el futuro, entre la libre expresión creativa y los enfrentamientos aventureros con la autoridad, entre el teatro socialmente crítico y teatro financieramente viable, entre llegar a las masas y estar a la vanguardia: uno puede decir que un creador de teatro tiene que saber conjurar, ser un mago.
En Pakistán es clara la división existente entre lo Sagrado y lo Profano. Para los Profanos, no hay espacio para el cuestionamiento religioso, mientras que para lo Sacro, no hay posibilidad del debate abierto o de nuevas ideas. De hecho, el establecimiento conservador considera el arte y la cultura fuera de los límites de sus “juegos sagrados”. Entonces el campo de juego para los artistas escénicos ha sido como una carrera de obstáculos. Ellos tienen primero que probar sus credenciales como buenos musulmanes y ciudadanos conformes y también intentar establecer que la danza, la música y el teatro están “permitidos” en el Islam. Por lo tanto, una gran cantidad de musulmanes practicantes se han mostrado reacios a adoptar las artes escénicas, a pesar de que los elementos de la danza, la música y el teatro están integrados en su vida cotidiana. Y entonces, nosotros nos tropezamos con una subcultura que tenía el potencial de llevar lo Sagrado y lo Profano al escenario mismo.
Durante el gobierno militar en Pakistán en la década de 1980, Ajoka estuvo organizado por un grupo de jóvenes artistas que desafiaron la dictadura a través de un teatro social y políticamente audaz de disidencia. Ellos descubrieron que sus sentimientos, su ira, su angustia, fueron asombrosamente expresados por un bardo sufí[3], que vivió hace unos 300 años. Este fue el gran poeta sufí Bulleh Shah[4]. Ajoka descubrió que podría hacer declaraciones políticamente explosivas a través de su poesía, desafiando la autoridad política corrupta y el establecimiento religioso intolerante. Las autoridades podían prohibirnos, pero no a un poeta sufí venerado y popular como Bulleh Shah. Descubrimos que su vida era tan dramática y radical como su poesía, que le había ganado a la fatiga y al destierro, en su vida.
Entonces escribí, “Bulha”, una obra sobre la vida y las dificultades de Bulleh Shah. Bulha, como se refieren amorosamente a él las masas en el sur de Asia, era de una tradición de poetas sufíes punjabíes que desafiaron sin temor la autoridad de los emperadores y los demagogos clericales a través de su poesía y de su práctica. Escribieron en el idioma de la gente y acerca de las aspiraciones de las masas. En la música y la danza, encontraron los medios para lograr una asociación directa entre el hombre y Dios, pasando por alto con desdén, los intermediarios religiosos explotadores. Desafiaron las divisiones de género y de clase, miraron al planeta con asombro, como una manifestación del Todopoderoso. El “Consejo de las Artes” de Lahore rechazó el guión, alegando que no era una obra de teatro sino simplemente una biografía. Sin embargo, cuando la obra se presentó en un lugar alternativo: el Instituto Goethe. La audiencia vio, entendió y apreció el simbolismo en la vida y la poesía del poeta del pueblo. Se identificaron completamente con su vida y su tiempo y observaron los paralelos con sus propias vidas y su tiempo.
Un nuevo tipo de teatro nació ese día, en 2001. Música devocional Qawwali[5], baile sufí Dhamal[6] y la inspiradora poesía recitativa, e incluso el canto meditativo de Zikir[7], se convirtieron en parte de la obra. Un grupo de Sikhs[8], que estaba en la ciudad para asistir a una conferencia de Punjabi y vieron la obra, luego invadieron el escenario, abrazando, llorando y besando a los actores, al final. Compartían el escenario por primera vez con Punjabis musulmanes después de la separación con la India en 1947[9], que desembocó en la división de Punjab en líneas comunales. Bulleh Shah había sido tan querido para ellos como lo era para los Punjabis musulmanes porque los sufíes trascienden las divisiones religiosas o comunitarias.
Este estreno memorable fue seguido por la odisea india de Bulleh Shah. Comenzando con un recorrido pionero de la parte india del Punjab, “Bulha” se realizó a lo largo y ancho de la India, incluso en tiempos de tensiones más graves entre los dos países y en lugares donde el público no sabía una sola palabra de Punjabi, pero amaba cada momento de la obra. Mientras las puertas para el diálogo político y la diplomacia se cerraban una por una, las puertas de las salas de teatro y de los corazones del público indio, permanecieron abiertas.
Durante la gira de Ajoka en el Punjab Indio en 2004, después de una actuación muy bien recibida ante una audiencia rural de miles de personas al final de una representación de la obra de teatro sobre el poeta sufí Bulleh Shah, un anciano, acompañado por un niño, se acercó hasta el actor que había interpretado el papel del gran sufí. El viejo llorando dijo: “Mi nieto no se encuentra bien, ¿podrías por favor soplarle con una bendición? sé que se recuperará, si lo hace”, El actor se sorprendió y contesto: “Babaji[10]. No soy Bulleh Shah, solo soy un actor que interpreta el papel”. Sugerimos al actor que le concediera al anciano su deseo. El actor lanzó una bendición sobre el joven. El viejo estaba satisfecho y dijo: “Hijo, no eres un actor, eres una reencarnación de Bulleh Shah, su avatar[11]“. De repente, se nos ocurrió un concepto completamente nuevo de actuación, de teatro, donde el actor se convierte en la reencarnación del personaje que él o ella están representando.
En los 18 años de gira con “Bulha”, hemos notado una respuesta similar de una aparentemente no iniciada audiencia, para quien la actuación no es solo una experiencia entretenida o intelectualmente estimulante sino un encuentro espiritual profundamente conmovedor. De hecho, el actor que interpretaba el papel del Maestro Sufi Bulleh Shah estaba tan anímicamente influenciado por la experiencia, que él mismo se convirtió en poeta sufí y desde entonces ha publicado dos colecciones de poemas. Los actores han expreasdo que cuando comienza el espectáculo, sienten que el espíritu de Bulleh Shah está entre ellos y el escenario parece haber sido elevado a un plano superior. Un erudito indio, al escribir sobre la obra, le dio el título: “Cuando el teatro se convierte en un Santuario”.
Soy una persona laica y mi interés en el sufismo es principalmente cultural. Estoy más interesado en los aspectos artísticos y performativos de los poetas sufíes punjabíes, pero mi audiencia, que puede no ser extremista o intolerante, tiene sinceras creencias religiosas. Explorar historias como la de Bulleh Shah, y hay muchas otras en todas las culturas, puede convertirse en un puente entre nosotros, los creadores de teatro y una desconocida pero entusiasta audiencia. Juntos podemos descubrir las dimensiones espirituales del teatro y construir puentes entre el pasado y el presente, llevando a un futuro que es el destino de todas las comunidades; creyentes y no creyentes, actores y ancianos, y sus nietos.
La razón por la que estoy compartiendo la historia de Bulleh Shah y nuestra exploración de una especie de teatro sufí es que mientras actuamos en el escenario, a veces nos dejamos llevar por nuestra filosofía del teatro, nuestro papel como abanderados del cambio social y al hacerlo, estamos dejando atrás a una gran parte de las masas. En nuestro compromiso con los desafíos del presente, nos privamos de las posibilidades de una experiencia espiritual profundamente conmovedora que el teatro puede proporcionar. En el mundo de hoy donde el sectarismo, el odio y la violencia están en aumento una vez más, las naciones parecen enfrentarse unas a otras, los creyentes luchan contra otros creyentes y las comunidades difunden su odio contra otras comunidades… y mientras tanto, los niños mueren de desnutrición, y las madres durante el parto debido a la falta de atención médica oportuna, y las ideologías de odio florecen. Nuestro planeta se está hundiendo cada vez más en una catástrofe climática y uno puede escuchar los cascos de los caballos de los Cuatro Jinetes del Apocalipsis[12].
Necesitamos reponer nuestra fuerza espiritual; necesitamos luchar contra la apatía, el letargo, el pesimismo, la avaricia y el desprecio por el mundo en que vivimos, el planeta en el que vivimos. El teatro tiene un papel, un papel noble, el de energizar y movilizar a la humanidad para levantarse de su descenso al abismo. Puede elevar el escenario, el espacio de actuación, en algo sagrado. En el sur de Asia, los artistas tocan con reverencia el piso del escenario antes de pisarlo, una antigua tradición cuando lo espiritual y lo cultural estaban entrelazados. Es hora de recuperar esa relación simbiótica entre el artista y el público, el pasado y el futuro. Hacer teatro puede ser un acto sagrado y los actores pueden convertirse en los avatares de los roles que desempeñan. El teatro eleva el arte de actuar a un más alto plano espiritual. El teatro tiene el potencial de convertirse en un santuario y el santuario en un lugar de actuación.”

Shahid Nadeem (Pakistán)
(Nadeem, 2020) Recuperado de https://www.world-theatre-day.org/messageauthor.html


[1]Madeeha Gauhar (1956-2018): directora de teatro, actriz, feminista y fundadora de Ajoka Theater,Titular de un Master en el Teatro del Royal Holloway College, Londres y ganadora de la Medalla deDistinción del Gobierno Pakistán y Premio del Príncipe Claus de los Países Bajos.

[2]Teatro Ajoka: establecido en 1984. La palabra Ajoka significa “contemporáneo” en punjabi. Surepertorio incluye obras de teatro. sobre temas como la tolerancia religiosa, la paz, la violencia de género,y los derechos humanos.
[3]Sufismo: La tradición mística islámica, que busca encontrar la verdad del amor divino a través delpersonal directo. La experiencia de Dios se hizo popular debido a su predicación de la fraternidaduniversal y la oposición a la doctrina rígida. aplicación de las enseñanzas religiosas. La poesía sufí,representada principalmente en música, expresa la unión mística a través de Las metáforas del amorprofano.
[4]Bulleh Shah (1680-1757): un influyente poeta sufí punjabí, que escribió sobre temas filosóficoscomplejos con un lenguaje simple, un fuerte crítico de la ortodoxia religiosa y la élite gobernante,expulsado de la ciudad de Kasur, acusado de herejía y a quien le fue negado su entierro en el cementeriode la ciudad. Popular entre los cantantes devocionales y populares. Admirado a pesar de la divisiónreligiosa
[5]Qawwali: Poesía sufí devocional, presentada por grupos de cantantes (Qawwals), realizadaoriginalmente en los santuarios sufíes, llevando a los oyentes a un estado de éxtasis.
[6]Dhammal: Baile extático en los santuarios sufíes, generalmente en tambores.
[7]Zikir: Canto rítmico devocional que recitando oraciones busca lograr la iluminación espiritual.
[8]Sikhs: seguidores de la fe sikh, fundada en Punjab en el siglo XV por Guru Nanak.
[9]El estado musulmán de Pakistán fue tallado. El estado musulmán de Pakistán fue excavado en la Indiaen 1947 en medio de una matanza comunitaria sin precedentes y una masiva migración de población.
[10]Babaji: Una expresión de respeto por un hombre mayor.
[11]Avatar: Reencarnación o manifestación en la Tierra de un maestro divino, según la cultura hindú.
[12]Los cuatro jinetes del Apocalipsis son descritos por Juan de Patmos en su Libro del Apocalipsis, elúltimo libro de Nuevo Testamento. En la mayoría de las cuentas, los cuatro jinetes son vistos comosímbolos de Conquista, Guerra, Hambruna y Muerte.

Shahid Nadeem (Pakistán)

CANCELADA FUNCIÓN “LAS CICATRICES DEL CIELO” EN TÍAS

Teatro La República informa que, por decisión unilateral de la Consejería de Cultura del Gobierno de Canarias, se suspende la función que teníamos prevista en el municipio de Tías para el próximo viernes 10 de enero. Dicha decisión se ha tomado sin consultar ni al Ayuntamiento ni a la propia compañía teatral. Aduce la Consejería de Cultura que desde el 1 de enero se va a cambiar el formato de circuito con el que se venía trabajando en toda Canarias, para adaptarlo a otros parámetros. Esta decisión ha cogido por sorpresa a muchas compañías de teatro y corporaciones locales que se han visto en la tesitura de tener que suspender sobre la marcha, y posponer “sine díe” las funciones ya firmadas y/o apalabradas, a pesar de estar a la venta las entradas para las funciones previstas.Esta compañía teatral lamenta profundamente la manera de proceder de este Gobierno con las distintas instituciones culturales, así como su falta de diálogo.

DIA DEL TEATRO LATINOAMERICANO

8 de octubre. DIA DEL TEATRO LATINOAMERICANO

Mensaje 2019
Por Lucero Millán

Nunca antes había experimentado con tanta fuerza el concepto del teatro como espacio de libertad como en estos últimos años. Era el mes de abril de 2018 en Nicaragua, las luces se oscurecían para dar inicio a la función ante la mirada atenta de un público que se debatía, al igual que nosotros en el escenario, entre el terror de lo que sucedía afuera y el deseo de escapar de esa misma realidad, uniéndonos en una solidaridad silenciosa, una solidaridad que respiraba por todos, por los presentes y los ausentes.
Por nuestra parte, actuábamos midiendo cada palabra que decíamos por el miedo que nos generaba la posibilidad de que una voz burda nos interrumpiera la función o de que una mala jugada se atravesara al regresar a nuestras casas. En la medida que medíamos fuerzas y no pasaba nada y pasaba todo, como suele suceder en el teatro, estábamos más presentes que nunca, en el ahí y el ahora, vivos, sosteniéndonos en la mirada de nuestros compañeros.
En éstos tiempos en que nada es lo que parece, en que ante un mismo hecho se construyen dos realidades paralelas, en donde en nombre del pueblo se mata al pueblo, me refugio en mi grupo, cómplices en un proyecto de vida y en el teatro, porque es el único que se encarga de explorar esa realidad escondida que me reconcilia con el ser humano, me genera empatía, emoción y me hace creer que la solidaridad y la esperanza son posibles, ya que como dice el maestro Peter Brook, cuando alguien siente, comprende.
Conozco el teatro desde abajo, desde el espacio vacío, desde la clase impartida bajo la sombra de un árbol de chilamate, desde la rabia de la injusticia y desde la alegría de la revolución. Ese teatro que se hace de la nada, a partir del placer que te genera subirte al escenario después de meses de ensayos, esos ensayos que te cuestionan y te dan sentido de pertenencia, para finalmente devolverte al público en tu máxima fragilidad. Esa maravillosa fragilidad que transforma la calidad del contacto con el público. Ese teatro que se aprende haciéndolo, que igual te convierte sin pudor en directora, actriz, escenógrafa, maquillista, gestora, taquillera o relacionista pública.  
Con frecuencia me pregunto, ¿Que tiene el teatro que no me deja dejarlo? ¿Por qué insistimos en hacerlo cuando todo atenta contra él? ¿Cómo seguir haciendo teatro en un contexto político adverso?
Quizás persisto, porque me gusta la persona que soy cuando hago teatro y porque no tengo otra manera de sentirme más viva y más plena, porque cuando está bien hecho el público es generoso y va hacia donde tú estás. Hace poco escuché a un joven decir en una entrevista “ser un preso político es ser un actor sin escenario” y entonces pensé que la gente de teatro tenemos la dicha de construir nuestros propios escenarios donde quiera que lo hagamos. Las voces y los personajes viajan con nosotros, logrando hacer de nuestro espacio un espacio de resistencia.
No estoy sola, construyo comunidad cuando le devuelvo a la gente una imagen, un sonido, una palabra, que es suya y mía, porque viene de regreso vulnerable, con interrogantes, en su nueva forma, construyendo una nueva realidad poetizada, subjetiva, hermosa en su desnudez.
En éstos tiempos en que el poder se ejerce por la fuerza de las armas, el dinero, la publicidad, el control de las instituciones, en que se gobierna solo para una parte de la población, el teatro le gana la batalla porque en cada función renace y se reinventa, porque tenemos el poder de trascendernos, conmover y la magia de convertir en visible aquello que por lo general es invisible.


LUCERO MILLAN
De origen mexicano. Directora, actriz, promotora cultural y socióloga. Funda en noviembre de 1979 el Teatro Justo Rufino Garay en Nicaragua, uno de los grupos más consolidados y profesionales de Centroamérica. Creadora junto su grupo de la primera sala de teatro independiente de Nicaragua. Formadora de varias generaciones de actores en Nicaragua. Ha viajado con su grupo por más de 25 países y obtenido varios reconocimientos. Dirige desde 1995 el FIT/ Nicaragua (Festival Internacional de Teatro, Monólogos, Diálogos y Más…). Como autora ha escrito “Ay amor ya no me quieras tanto” “La ciudad vacía”, “Francisca” y la investigación “Teatro, Política y Creación, una aproximación al Teatro Justo Rufino Garay”.

Mensaje del Día Mundial del Teatro 2019.

Carlos Celdrán (Director de escena, dramaturgo, educador teatral y profesor cubano)

Antes de mi despertar en el teatro, mis maestros ya estaban allí. Habían construido sus casas y sus poéticas sobre los restos de sus propias vidas. Muchos de ellos no son conocidos o apenas se les recuerda: trabajaron desde el silencio, desde la humildad de sus salones de ensayo y de sus salas llenas de espectadores y, lentamente, tras años de trabajo y logros extraordinarios, fueron dejando su sitio y desparecieron. Cuando entendí que mi oficio y mi destino personal sería seguir sus pasos, entendí también que heredaba de ellos esa tradición desgarradora y única de vivir el presente sin otra expectativa que alcanzar la transparencia de un momento irrepetible. Un momento de encuentro con el otro en la oscuridad de un teatro, sin más protección que la verdad de un gesto, de una palabra reveladora.

Mi país teatral son esos momentos de encuentro con los espectadores que llegan noche a noche a nuestra sala, desde los rincones más disímiles de mi ciudad, para acompañarnos y compartir unas horas, unos minutos. Con esos momentos únicos construyo mi vida, dejo de ser yo, de sufrir por mí mismo y renazco y entiendo el significado del oficio de hacer teatro: vivir instantes de pura verdad efímera, donde sabemos que lo que decimos y hacemos, allí, bajo la luz de la escena, es cierto y refleja lo más profundo y lo más personal de nosotros. Mi país teatral, el mío y el de mis actores, es un país tejido por esos momentos donde dejamos atrás las máscaras, la retórica, el miedo a ser quienes somos, y nos damos las manos en la oscuridad.

La tradición del teatro es horizontal. No hay quien pueda afirmar que el teatro está en algún centro del mundo, en alguna ciudad o edificio privilegiado. El teatro, como yo lo he recibido, se extiende por una geografía invisible que mezcla las vidas de quienes lo hacen y la artesanía teatral en un mismo gesto unificador. Todos los maestros de teatro mueren con sus momentos de lucidez y de belleza irrepetibles, todos desaparecen del mismo modo sin dejar otra trascendencia que los ampare y los haga ilustres. Los maestros de teatro lo saben, no vale ningún reconocimiento ante esta certeza que es la raíz de nuestro trabajo: crear momentos de verdad, de ambigüedad, de fuerza, de libertad en la mayor de las precariedades. No sobrevivirán de ellos sino datos o registros de sus trabajos en videos y fotos que recogerán solo una pálida idea de lo que hicieron. Pero siempre faltará en esos registros la respuesta silenciosa del público que entiende en un instante que lo que allí pasa no puede ser traducido ni encontrado fuera, que la verdad que allí comparte es una experiencia de vida, por segundos más diáfana que la vida misma.

Cuando entendí que el teatro era un país en sí mismo, un gran territorio que abarca el mundo entero, nació en mí una decisión que también es una libertad: no tienes que alejarte ni moverte de donde te encuentras, no tienes que correr ni desplazarte. Allí donde existes está el público. Allí están los compañeros que necesitas a tu lado. Allá, fuera de tu casa, tienes toda la realidad diaria, opaca e impenetrable. Trabajas entonces desde esa inmovilidad aparente para construir el mayor de los viajes, para repetir la Odisea, el viaje de los argonautas: eres un viajero inmóvil que no para de acelerar la densidad y la rigidez de tu mundo real. Tu viaje es hacia el instante, hacia el momento, hacia el encuentro irrepetible frente a tus semejantes. Tu viaje es hacia ellos, hacia su corazón, hacia su subjetividad. Viajas por dentro de ellos, de sus emociones, de sus recuerdos que despiertas y movilizas. Tu viaje es vertiginoso y nadie puede medirlo ni callarlo. Tampoco nadie lo podrá reconocer en su justa medida, es un viaje a través del imaginario de tu gente, una semilla que se siembra en la más remota de las tierras: la conciencia cívica, ética y humana de tus espectadores. Por ello, no me muevo, continúo en mi casa, entre mis allegados, en aparente quietud, trabajando día y noche, porque tengo el secreto de la velocidad.

Carlos Celdrán (Director de escena, dramaturgo, educador teatral y profesor cubano)

Presentación Oficial de “La Rebelión de los Sureños”

En la presentación celebrada ayer en el Edificio I del Cabildo de Gran Canaria, el Alcalde de Agüimes, Óscar Hernández, manifestó que “desde esos 300 años la filosofía de la unión se sigue manteniendo para, de forma conjunta, avanzar y seguir trabajando para lograr metas comunes”.Hace dos años, en el seno de las reuniones del Consejo de Patrimonio Histórico de Agüimes nació la idea de conmemorar este aniversario, aunque sin tener muy claro qué hacer. A medida que pasa el tiempo, y con la residencia de la Orquesta Sinfónica de Las Palmas en el Teatro Cruce de Culturas del Cruce de Arinaga, que interpretará una composición musical de Filiberto Díaz, surge la posibilidad de crear un espectáculo que rememore la fecha, contando para ello con la orquesta y su coro y una representación realizada por vecinos-as de los municipios de la Comarca del Sureste (Agüimes, Ingenio y Santa Lucía).En “La rebelión de los sureños”, bajo la dirección de Nacho Cabrera, de Teatro La República, se narra cuando los vecinos del Señorío de Agüimes se enfrentan al Sargento Mayor D. Francisco Amoreto  se alzan en armas contra la justicia y el gobierno de la isla con el respaldo del obispo y el Cabildo Eclesiástico, para recuperar el uso comunal de las tierras realengas de Sardina y Los Llanos del Polvo.El primer paso para la puesta en marcha de esta idea corrió a cargo del investigador Faneque Hernández, que escribe un poema épico que sirve de libreto para la obra musical y teatral “La rebelión de los sureños”, con música original del compositor canario Filiberto Díaz.Unas seguidillas escritas por el recientemente fallecido escritor, Francisco Tarajano, servirá de obertura de este proyecto para que los habitantes de la Comarca del Sureste puedan conocer lo acaecido en estas tierras hace 300 años.

Fuente: http://domingomartin.blogspot.com/2018/11/las-jornadas-de-patrimonio-historico-de.html

Culmina la gira América de Ciudadano Yago

Termina la segunda gira Teatral de Ciudadano Yago por América. Una gira que comenzaba en Septiembre pasado en Medellín, y que ha culminado con la llegada de Argentina.

Entre los días 5 de octubre y hasta el 15 del mismo mes, tuvo lugar la segunda parte de la gira americana a la Teatro La República había sido invitado. En esta ocasión tuvo como país anfitrión Argentina, donde se desarrollaron dos funciones en las ciudades de Buenos Aires y Mar del Plata. Después de diversas invitaciones, finalmente las agendas permitieron la presencia en la decimocuarta edición del ya prestigioso Festival Internacional Iberoamericano de Teatro de Mar del Plata.

La primera función tuvo lugar el 9 de octubre en el céntrico teatro “Patio de Actores” con un lleno absoluto. “Patio de Actores” es un espacio ubicado en el área medular de los teatros bonaerenses, que destaca históricamente por cantidad y calidad de obras con distintas estéticas y diversidad de compañías. Es un teatro abierto a distintas disciplinas, danza, música, plástica, etc.…, como también dispuestos a recibir diferentes docentes que dejen su propia impronta y carácter.

No hubo posibilidad de hacer una segunda función ya que dos días después teníamos que participar en el Festival Internacional Iberoamericano de Teatro de Mar del Plata.a307cb56-6aff-420e-a6f5-5ca607c121e9

Ciudadano Yago se presentó en un Festival que se celebra en diversas salas teatrales de la ciudad de Mar del Plata, y donde se puede disfrutar históricamente de una amplia y variada programación teatral y que contó con compañías, autores y actores destacados en el ámbito nacional colombiano, así como de una selección de compañías de teatro de otros países.

En esta edición se contó con compañías de Argentina, Paraguay, Brasil, España, Portugal, Uruguay, Chile, Venezuela, Colombia y México.

La acogida del trabajo fue magnífica y de esta gira se ha cerrado otras futuras actuaciones, lo que da una proyección internacional no sólo al teatro canario, sino también a la cultura que se hace en nuestras islas.

La presencia de CIUDADANO YAGO en Argentina, también sirvió para distribuir un total de 40 ejemplares del libro que nuestro espectáculo.

Ciudadano Yago en Medellín

Recientemente y desde el pasado 24 de agosto y hasta el 1 de septiembre del presente año, se desarrollo la decimocuarta edición del ya prestigioso festival internacional de teatro MEDELLÍN EN ESCENA. Dicho Festival se celebra en diversas salas teatrales de la ciudad colombiana, donde se puede disfrutar históricamente de una amplia y variada programación teatral. Se contó con compañías, autores y actores destacados en el ámbito nacional colombiano, así como de una selección de compañías de teatro de otros países.

Ciudadano Yago participó de esta XIV Fiesta de las Artes Escénicas, que además contó con 7 compañías internacionales, 10 grupos nacionales colombianos, 4 grupos regionales, así como 40 grupos locales. Todo ello se ha desarrollado en el marco de 26 salas de teatro con más de 140 funciones en escena donde Teatro La República, ha sido la única compañía representante del estado español.

Ciudadano Yago fue invitado a participar en dicho festival, después de una concienzuda selección de los más de 500 espectáculos presentados a la criba inicial. Esta decimocuarta edición del festival congregó durante ocho días a grupos de países como Argentina, Venezuela, República Dominicana, etc.. además de España.

Teatro La República estuvo presente con dos funciones de su espectáculo, en uno de los coliseos más importantes de la ciudad de Medellín, el TPM (Teatro Popular de Medellín). Dichas funciones tuvieron lugar el jueves 30 de agosto a las 20:00 horas, y el viernes 31de agosto a las 17:00. En ambas funciones se agotaron todas las entradas, nota de la cual se hicieron eco en las redes sociales.

La acogida del trabajo fue magnífica y de esta gira se ha cerrado otras futuras actuaciones, lo que da una proyección internacional no sólo al teatro canario, sino también a la cultura que se hace en nuestras islas.

La presencia de Ciudadano Yago en Medellín, también sirvió para distribuir un total de 50 ejemplares del libro que nuestro espectáculo.

Album Fotos Medellín

Comienza FETACA

thumb

El próximo jueves 24 y  hasta el domingo 27, comenzará en la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria la 1ª edición de FETACA (Festival de Teatro Amateur de Canarias) organizado por TRECE (Teatro La República. Espacio de Creación Escénica) en colaboración con el Teatro Guiniguada.

En esta primera ocasión participarán cuatro grupos de teatro que vienen de varias islas. Los espectáculos a ver serán La ciudad sitiada, de Escuela Trece (Gran Canaria), Gaviotas Subterráneas, de Comi-K Teatro (Lanzarote), Sainetes, de Descúbrete Teatro (Tenerife) y Bodas de Sangre, de la Escuela Municipal de Teatro Pilar Rey (La Palma).

Esta primera edición de FETACA nace con la intención de convertirse en un punto de reunión y una plataforma de exposición e intercambio de distintos grupos teatrales amateur de Canarias a los que se les ofrece un marco adecuado para difundir su quehacer creativo, no teniendo en ningún momento carácter competitivo. Quiere ser además de un lugar de encuentro artístico multidisciplinar, un espacio abierto en el que colaboren diferentes profesionales del sector aportando sus conocimientos.

FETACA es un encuentro artístico multidisciplinar que nace con el objetivo de generar tejido cultural y que se incorpora a la nueva línea de programación que está llevando a cabo este espacio que el Gobierno dedica a la producción canaria. Integrada por cuatro obras de diversos géneros y de compañías de distintas islas, la muestra incluye también clases magistrales impartidas por profesionales de las artes escénicas, todo ello de libre acceso para el público y con la colaboración de la Escuela Trece.

image_content_3548486_20180522215422Aurora Moreno, directora general de Promoción Cultural del Gobierno canario explicó este miércoles, en la presentación, que “esta acción profundiza en nuestros planes para un Teatro Guiniguada más abierto a la sociedad y al sector cultural canario. Vamos a seguir apoyando al sector, a través del circuito de teatro y danza, además de otras medidas que esperamos ir implementando a lo largo de la legislatura. Para nosotros es vital que exista un tejido permanente de compañías y artistas que trabajen durante todo el año sobre nuestro territorio”.

Tanto Nacho Cabrera (Escuela Trece) como la actriz Lilí Quintana coincidieron en la importancia de que el teatro amateur tenga su espacio propio, se le “mime” y se valore su presencia social aunque siempre en un plano diferente al sector profesional.

Estas obras amateur que se van a representar van desde el drama humano que afecta a gran número de personas a la devastación moral de dos individuos, pasando por el entremés costumbrista y el drama lorquiano que origina azar tanto como tragedia. Todas las sesiones comienzan a las 20.30 horas salvo la del domingo 27, que será a las 19.30 horas.

Asimismo, se han organizado tres sesiones de clases magistrales previas a las  funciones del viernes al domingo, impartida por distintos profesionales de las artes escénicas sobre los diferentes géneros teatrales que integran la muestra: el actor y profesor de Escuela Trece, Miguel Ángel Maciel (viernes 25); el actor de Comedia del Arte, Toni Suárez (sábado 26); y la actriz Lily Quintana (domingo 27). Estas sesiones formativas son de 17.00 a 18.00 horas.

Fuente: La Provincia y Canarias 7

La Provincia

Canarias 7

 

Comienza La Rebelión de los Sureños

Arranca un proyecto ilusionante. Un proyecto que cuenta la historia de un pueblo, una comarca hoy, cuyos habitantes se unieron en defensa de sus intereses y de su gente hace 300 años. Hace casi 30 años los responsables de los municipios de la comarca crearon la Mancomunidad con casi idéntico objetivo, defender sus intereses y mejorar la situación de su población.

Faneque Hernández es el autor de La rebelión de los sureños, un texto que rememora en un poema épico los hechos gloriosos del motín que se inicia en la villa de Agüimes el 30 de noviembre de 1718 y que, durante algunos meses, enfrentó a los vecinos del señorío episcopal contra el poderoso sargento mayor Francisco Amoreto.

La Rebelión de los sureños es un proyecto largamente esperado por Teatro La República donde por primera vez tenemos la oportunidad de adentrarnos en nuestra historia más ceracana, la de nuestra Canarias irreductible.

www.canarias7.es

Video completo de la Presentación